10 Consejos de Expertos Para Planear una Reunión Festiva

octubre 01, 2013
Planear una reunión festiva puede ser abrumador, así que hablamos con profesionales. Kimberly Kennedy, autora de The Art and Craft of Entertaining (Atria Books) y Denise Vivaldo, autora de Do It for Less! Parties (Terrace Publishing) comparten ideas para una reunión festiva perfecta.

Escríbelo.

El mejor salvador de toda fiesta que haya organizado: mi diario para planificar la fiesta. Designa un cuaderno solo para las fiestas. A lo largo del año, escribe ideas, recorta fotografías, pega recetas, etc. Luego, lleva un registro de cada evento con detalles de la fecha, lista de invitados, estilo de la mesa, menú, música y recuerdos. Después, registra tus impresiones de la fiesta: conversaciones memorables, éxitos y desastres culinarios, comentarios, etc. Este informe es una buena lectura en el futuro y también te inspirará a hacer más fiestas.

Envía invitaciones electrónicas.

Ahorra dinero al evitar las invitaciones impresas. Estoy hablando de invitaciones por correo electrónico, todos lo hacen y nadie se ofende (si tus invitados tienen correo electrónico). Visita el sitio para invitaciones gratis Evite.com. Te permite llevar un registro de los invitados confirmados así como guardar comentarios de los invitados. Sendomatic.com es otro sitio para invitaciones en línea con imágenes divertidas que puedes utilizar.

Por favor, confirmar asistencia

Ahorrarás dinero con solo preguntar por adelantado exactamente cuántos invitados vendrán a tu fiesta. Nada acaba con el presupuesto de tu fiesta más rápido que comprar alimentos y recuerdos de más para invitados que no vendrán.

Sé tu propio florista.

Las flores agregan un toque agradable a cualquier fiesta, en el zaguán, la barra, la mesa de café o el bufé, pero no tienen que ser costosas. Ahorra dinero preparando tus propios arreglos o incorpora una pequeña planta en una maceta, que quizás ya tienes, como centro de mesa. Experimenta con un arreglo con flores sumergidas o crea un arreglo con las flores de estrella de Navidad en tu zaguán. Para un estilo simple en el baño, coloca en un pequeño bol de vidrio una o dos hermosas flores flotando.

Ilumina como un profesional.

Ten en cuenta las necesidades de tu actividad. Prueba con luces coloridas: las bombillas rosadas y amarillas dan un brillo cálido y reconfortante. Para las reuniones festivas nocturnas, recurre a las velas. Por ejemplo, para una cena formal, me gusta colocar velas con esencia de menta o pino sobre el marco de la chimenea. Si en tu familia hay niños pequeños, asegúrate de que las velas estén fuera de su alcance.

Enciende la música festiva.

Pídeles a tus invitados que recomienden su estación de música festiva favorita en Pandora y reprodúcela con volumen bajo durante la fiesta. Así tendrás un ambiente con música festiva pero que no interrumpa tus conversaciones.

Simplifica tus entremeses.

Los aperitivos son solo bocados ligeros antes de la cena y no es necesario que sean costosos ni difíciles de hacer. Prueba hacer nuestro tapenade de aceitunas o unta cualquier tapenade comprado en tus galletas saladas o matzá favoritos. Compra verduras frescas preparadas en tu tienda de comestibles y organízalas en tu propio bol poco profundo. Prueba colocarlas paradas con una taza de salsa de frijoles blancos o humus picante en el centro.

Decora como un chef.

Una regla: ¡los acompañamientos deben ser comestibles! Decora platos primaverales con flores comestibles: pensamientos, rosas, lavandas, tacos de reina o flores de cebollino. Asegúrate de comprar del departamento de productos agrícolas del supermercado, o usa solamente flores cultivadas orgánicamente. (¡Las flores de las floristerías son rociadas con pesticidas, nunca las comas!) El perejil es otra decoración que le da vida a los purés, los estofados y las chuletas.

Prepárate para el desastre.

Lo que cuenta es tener un plan b. Si tu aperitivo especial se quema, saca queso y galletas saladas. Un plato de pastas que se prepara en un segundo puede reemplazar una entrada quemada. Si falla un pastel, galletas envasadas o frutas en rodajas pueden ser un perfecto sustituto. ¡Qué nunca te atrapen sin estar preparado!

Reparte las sobras con astucia.

Cuando la comida es buena, las personas adoran llevarse las sobras. Asegúrate de estar listo con muchos recipientes y bolsas festivas Ziploc® de edición limitada. He descubierto que las sopas y las salsas espesas se conservan muy bien en los recipientes Ziploc® Twist `n Loc® de edición limitada. ¡También son increíbles para las sobras!

Vino viejo, truco nuevo.

¡Ahorra dinero en condimentos costosos al convertir el vino de sobra en una sabrosa salsa! Vierte botellas de vino medio vacías en una sartén y lleva a punto de hervir. Baja el fuego y cocina a fuego lento hasta que el vino se reduzca tres cuartos. La mayor parte del alcohol se evaporará y el sabor se intensificará. Deja enfriar, vierte el líquido en bandejas cubiteras y guarda en el congelador. Cuando esté totalmente congelado, guarda los cubitos en una bolsa festiva para congelador Ziploc® de la edición limitada para usarlos luego. El vino reducido añade profundidad a las salsas, salsas espesas, sopas y jarabes para postres.