Coloca 16 onzas de chispas de chocolate negro en un bol grande apto para microondas y calienta durante 1 minuto.

Mezcla y vuelve a colocar en el microondas en incrementos de 30 segundos, mezclando hasta que esté derretido. (Para evitar quemar el preciado chocolate, usa este método para cualquiera de las 4 variaciones).

Vierte el chocolate derretido en una bandeja para horno de 9” x 11” recubierta con papel manteca o papel encerado. Esparce en forma pareja con una espátula.