Pasteles de ricota con remolachas asadas y miel

9 porciones

¡Convierte tu comedor en un elegante bistró este día de Acción de Gracias con estos pasteles deliciosos! El tomillo aromático y un poco de miel añaden el toque final perfecto a pasteles rellenos de ricota cremosa y remolachas dulces y rústicas.

Ingredientes

  • 2

    remolachas grandes

  • 1

    hojaldre


  • taza de ricota
  • 1

    cda. de miel, y más para rociar 
  • 1

    cda. de tomillo fresco 

Indicaciones

  • 1

    Precalienta el horno a 425 °F. Envuelve cada remolacha en papel aluminio y lleva al horno. Asa durante 45 minutos o hasta que estén tiernas. 

  • 2

    Una vez frías, retira la piel con las manos. Con un cuchillo, corta en pequeños cubos las remolachas. 

  • 3

    Coloca el horno a 400 °F. Corta el hojaldre en 9 cuadrados, y presiona cada uno de ellos en los moldes para muffin. 

  • 4

    Perfora las bases de las masas varias veces con un tenedor y hornea durante 15 a 20 minutos hasta que esté dorada. Si las masas de hojaldre se elevan en el centro, simplemente ejerce presión hacia abajo con los dedos.

  • 5

    En un bol, mezcla ricota, miel y una pizca de sal. Coloca la ricota en una bolsa Ziploc®. Con la tijera, corta una punta de la bolsa y coloca ricota en el centro de las tartas de hojaldre.

  • 6

    Recubre cada tarta con remolachas asadas en cubos, una pizca de pimienta negra y una pizca de tomillo. Rocía un poco más de miel a las tartas. Sirve a temperatura ambiente.