Frittata mediterránea

30 minutos
Rinde: 6
Prepara esta frittata sencilla para un brunch dominical, y empaca las sobras para el almuerzo del lunes. Es como si te llevaras contigo un pedacito del fin de semana (olvidando que tus hijos te despertaron a las 6 a.m.).

Ingredientes

  • 6

    huevos grandes 
  • ¼
    taza de leche baja en grasas
  • 8-10

    tallos de espárragos, cortados en pedazos de 1 pulgada y hervidos
  • 1

    taza de rúcula tierna, picada en trozos grandes
  • 1

    cda. de aceitunas kalamata, picadas en trozos grandes
  • 2

    cdtas. de perejil deshidratado
  • ½
    cdta. de orégano deshidratado
  • ½
    cdta. de sal
  •   
    Pimienta molida fresca
  • ½
    taza de queso feta
  • 1

    cda. de aceite de oliva virgen extra

Indicaciones

  • 1 Precalienta el horno a 375 °F.
  • 2 En un bol grande, bate y combina los huevos y la leche. Revuelve y agrega espárragos, rúcula, aceitunas, hierbas deshidratadas, sal, pimienta al gusto y la mitad del queso. Deja a un lado.
  • 3 Calienta el aceite de oliva en una sartén de 8 pulgadas apta para hornos a temperatura media a baja. Cuando la sartén esté caliente, agrega la mezcla de huevo y cubre con el resto del queso; cocina por alrededor de 5 a 7 minutos, hasta que los bordes comiencen a lucir cocidos. Transfiere cuidadosamente la sartén al horno y cocina de 10 a 15 minutos, hasta que el centro esté firme y los bordes se doren.
  • 4 Rebana la fritatta en rodajas y sirve. Si estás preparando esta receta para servirla más tarde, colócala en un recipiente grande Ziploc® y refrigera. Cuando estés listo para servir, caliéntala en el microondas.